alimentos bronceado

Alimentos para un bronceado duradero

Un buen plan de alimentación, así como el adecuado uso de productos y cuidado de la piel, es fundamental cuando queremos prolongar ese tono tan bonito y saludable que hemos cogido durante el verano. Te contamos el secreto para conseguirlo.

La alimentación y el bronceado de la piel

El proceso de bronceado comienza con la acción de la radiación ultravioleta sobre la superficie cutánea. En ese tiempo, el organismo estimula a los melanocitos para que sinteticen melanina, la cual nos protege de la oxidación de las células y es el motivo por el que la piel se broncea.

Además de cuidar nuestra salud, hay ciertos alimentos que ayudarán a potenciar el bronceado, así como colaborar en el proceso de hidratación y protección de la piel.

¿Qué comer para tener un bronceado duradero?

Es importante incorporar a nuestra dieta una combinación equilibrada de alimentos que contengan:

  • Las vitaminas A, E y C neutralizan los radicales libres formados por la radiación solar y esto ayuda a reparar los daños ocasionados en la piel.
  • Ácidos omega 3. Estos ácidos grasos reducen los procesos inflamatorios de la piel, fomentan la hidratación y la elasticidad.

Sabiendo esto, podemos optar por alimentos como:

  • Zanahoria. Quizás uno de los alimentos estrella cuando nos preparamos para el verano y también cuando se termina. Su alto contenido en becataroteno y vitamina A favorece un bronceado sano y estimulan la melanina. Para absorber mejor sus propiedades, procura incorporarla en crudo o tomarla en zumo.
  • Pescado azul (atún, sardinas…). Ayudan a hidratar la piel y son perfectos como segundo plato en tus comidas.
  • Frutas: kiwi, naranja, fresa, sandía, papaya… Al ser ricos en vitamina C, ayudan a mantener la flexibilidad de la piel.
  • Frutos secos: nueces, almendras… Su contenido en magnesio actúa como filtro con los rayos UV.

Además de estos cambios en la dieta, no debemos olvidarnos de:

  • Hidratación. Una piel hidratada es clave para evitar la descamación. Para ello, realiza un tratamiento estético que aporte a tu dermis aquellos nutrientes y repare los daños causados.
  • A pesar de que pensemos que una limpieza profunda acabará con el bronceado, es recomendable (y muy necesario) eliminar las impurezas acumuladas durante este tiempo. Además de limpiar, proporcionará luminosidad al rostro.
  • Protección. No olvides proteger la piel antes y después de la exposición al sol. El aftersun es fundamental a la vuelta, pues que hidrata, calma la piel y ayuda a alargar el bronceado.

Repara los daños ocasionados este verano a la vez que alargas el bronceado de tu piel con nuestros tratamientos estéticos y cosméticos. Acércate a tu centro Maria Padilla más cercano y te asesoraremos.

0 comentarios

Dejar un comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.