evitar manchas solares en la piel

Cómo evitar las manchas solares en tu piel

Los léntigos solares o “manchas solares” son lesiones planas, de color marrón claro-medio, con forma circular y  habitualmente de tamaño pequeño, que aparecen en zonas como rostro, manos y hombros, ya que están más expuestas al sol. En la mayoría de los casos, comienzan a ser más notables a partir de los 35-40 años y, pese a que no suelen suponer riesgo para la salud, si pueden evitarse la aparición o tratarlas de forma efectiva.

Ahora que la exposición al sol aumenta, hay algunos cuidados que no podemos pasar por alto para evitar las consecuencias que nos puede traer el exceso de sol.

Cuidados de la piel. Evitar las manchas solares

1. No salgas sin protección solar.

Los fotoprotectores no sólo son indispensables cuando vamos a tomar el sol, sino también cuando salimos a la calle. Por eso, se recomienda usar crema solar a diario en zonas más expuestas como las piernas, pies, brazos y el rostro.

¿Cómo seleccionar la crema adecuada? Ten en cuenta tu tipo de piel y factor de protección:

  • Piel muy clara. Aquella que se quema con facilidad, suele ser sensible y cuesta que se broncee deberá utilizar una protección superior a 50.
  • Piel media. Si tienes una piel que se broncea pero que se quema con facilidad, utiliza una protección entre 30 y 50.
  • Piel oscura. Si tu piel se broncea con facilidad el factor de protección tendrá que ser entre 15 y 25.

No olvides aplicar la crema regularmente desde que comiences a tomar el sol, utilizando una específica para rostro de protección más elevada (50 o superior), y evitar largas horas de exposición.

2. Cuidado con las colonias.

Algunas cosméticos o colonias pueden llegar  a manchar la piel cuando tomamos el sol debido a determinados componentes (como el alcohol) que pueden provocar un exceso de melanina y pigmentación. Por eso, mejor ir sólo con la crema solar.

3. Prohibido quemarse.

Las quemaduras solares suelen aparecer por la falta de protección solar y cuando el grado de exposición excede la capacidad que la melanina tiene para proteger la piel. Por tanto, es común que tras este enrojecimiento aparezcan manchas solares a largo plazo.

4. Una ayuda extra con la alimentación.

Cuidar la piel desde dentro también es fundamental. Alimentos ricos en carotenos, como las zanahorias o los tomates, pueden ayudarnos a proteger nuestra piel del sol así como a obtener un moreno saludable. Y no olvides beber agua para mantener la piel hidratada.

5. Prepara la piel.

Preparar la piel con tratamientos estéticos y cuidados diarios en casa evitarán que no sufra durante el verano.

¿Y si ya tengo manchas solares?

Te recomendamos nuestro Peeling PRX, el cual puede ser realizado en cualquier época del año, no descama y consigue eliminar manchas y otros signos de envejecimiento.

También disponemos de tratamientos estéticos más específicos para la eliminación de manchas de cualquier tipo, tanto profundas como superficiales.

Si deseas una piel libre de manchas, acércate a cualquiera de nuestros centros y te realizaremos un diagnóstico gratuito de la piel. Tras ello, podremos asesorarte sobre el tratamiento que más te conviene y las sesiones necesarias para cumplir tus objetivos.

0 comentarios

Dejar un comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.