granitos en verano

Evitar los granitos en verano

Especialmente en pieles grasas y con tendencia acnéica, en verano suele intensificarse la aparición de granitos en el rostro. ¿Por qué ocurre? ¿Qué productos utilizar? Hoy resolvemos algunas de las cuestiones más frecuentes sobre este tema.

¿Por qué salen granitos en verano?

El calor hace aumentar la producción de sebo al mismo tiempo que la sudoración, o la falta de aplicación de una crema específica, hacen que la suciedad se deposite en mayor cantidad sobre el rostro, creando así impurezas y obstruyendo los poros.

¿Hay forma de frenar la producción de sebo?

Sobre todo, hay forma de equilibrarla, especialmente en verano. Esto se hace a través de tratamientos específicos en cabina como es Purity Intense o el ecológico Jonzac Pure. Ambos tratamientos se encargan de realizar una limpieza adecuada, controlar el exceso de sebo y equilibrar la funciones básicas de la piel. Esto permite que los puntos negros disminuyan, así como los brillos y los posibles picores o irritaciones.

¿Qué rutina de cuidados llevar durante la época de calor?

Aunque parezca lo contrario, las pieles grasas durante el verano tienden a sufrir una deshidratación profunda. Esto es debido a que no retienen el líquido y la piel se vuelve cada vez más y más sensible. Por tanto, los cuidados se deben centrar en la limpieza y la hidratación. Para ello, te recomendamos una rutina sencilla para cada día en casa: lavar la piel con agua (o agua termal) varias veces al día, no olvidarse de desmaquillarse cada día, utilizar limpiadores suaves con pH neutro y antibacteriales, y elegir una crema que cumpla la función de barrera, es decir, evite la pérdida de agua. Por último, no olvides beber mucho agua.

¿Qué productos son más adecuados?

Utiliza productos no comedogénicos , ya que son los menos propensos a causar puntos negros y espinillas.

En cuanto a cremas, son adecuadas aquellas que contienen siliconas. También las conocidas como “humectantes” (especialmente por la noche), ya que reponen el manto protecto hidrolipídico. No hay que olvidar tampoco el protector solar, adaptado a este tipo de piel.

¿Y la alimentación también influye?

Pese a ser un debate eterno la influencia de la dieta en el acné, lo cierto es que una buena alimentación no nos va a hacer daño sino todo lo contrario, incorporará esos nutrientes tan necesarios para el buen estado celular, lo cual se verá reflejado en la piel. Como medida, es recomendable evitar comidas calientes o picantes (para no incrementar la sudoración) y optar por verduras y frutas frescas con gran cantidad de líquido.

Acércate a cualquiera de nuestros centros y te asesoraremos sobre el tratamiento y cosmético que te ayudará a evitar los granitos en verano o a combatir su aparición. Consigue una piel más fresca y libre de imperfección. Pide tu cita en el 935 190 200.

0 comentarios

Dejar un comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.