limpiar brochas de maquillaje

Limpiar las brochas de maquillaje: clave para la salud de tu piel

Utilizamos las brochas de maquillaje (casi) a diario para conseguir un acabado perfecto, las mezclamos con diferentes productos y, aún así, se nos olvida cuidarlas.

Las brochas entran en contacto con la piel cada día, por lo que limpiarlas y usarlas de forma correcta ayuda a prevenir problemas en la piel como irritaciones, brotes o infecciones. Además, también alarga su vida útil, por lo que nos evita estar renovándolas frecuentemente.

A continuación, te mostramos varias recomendaciones sobre cómo cuidarlas, cada cuanto lavarlas y qué productos escoger para evitar que tu piel se resienta.

Cómo limpiar brochas de maquillaje

Aunque siempre es recomendable lavarlas en función del tipo de pelo (natural o sintético) estas dos formas que te mostramos son aptas para ambos, y  2 formas rápidas y aptas para ambos.

Limpieza 1.

  • En el lavabo, coloca las cerdas de la brocha bajo el agua, procurando que esté tibia. Asegúrate de que las cerdas apunten hacia abajo y evita que el agua entre en el mango para que no se dañe el pegamento que une las cerdas.
  • Utiliza un jabón neutro y coloca una pequeña cantidad de éste en la palma de la mano.
  • Coge la brocha húmeda y comienza a frotarla contra la mano. Al principio notarás que el color no es claro, continua efectuando movimientos circulares hasta que el jabón sea claro. Repite este paso si es necesario.
  • Aclara nuevamente con agua tibia mientras le das de nuevo forma a las cerdas.
  • Deja secar las brochas en posición horizontal sobre una toalla o papel húmedo. Asegúrate de que no cogen una forma inapropiada. También puedes colgarlas boca abajo.

Limpieza 2.

Si quieres que el proceso sea muy rápido, existen marcas que han creado limpiadores específicos para las brochas. Estos se encuentran en forma spray que, pulverizado sobre la brocha una vez usada, esteriliza y desinfecta.

Una vez limpiadas, notarás tus brochas como nuevas, más suaves y, lo más importante, libres de suciedad y bacterias que puedan contagiarse a la piel.

¿Cada cuánto limpiar las brochas?

Todo irá en función de cuanto te maquilles. Si usas mucho las brochas, puedes hacerlo 1 vez a la semanas. De lo contrario, hazlo Si usas mucho tus brochas te recomendamos lavarlas mínimo 1 vez a la semana. De lo contrario, lávalas dos veces por mes.

Tener una piel sana, joven y luminosa es una mezcla de varios procedimientos: alimentación, estilo de vida, mantenimiento de los productos, cremas y tratamientos.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.